Deportes

Estudiantes y Gimnasia empataron sin goles en La Plata

Reeditaron una nueva edición del Clásico Platense en el partido que jugaron en el estadio de UNO y por la fecha 10 de la Copa 2021 de la Liga Profesional.

Estudiantes y Gimnasia jugaron una nueva edición del Clásico Platense pero no lograron romper la paridad y repartieron puntos en UNO.

Con el arbitraje de Darío Herrera, el León y el Lobo ya se miden por el partido interzonal y lo hacen con el objetivo de lograr una victoria para continuar con chances de meterse en la próxima instancia del certamen.

En la previa del encuentro, Leandro Martini y Mariano Messera debieron meter mano en el equipo, y mandaron a la cancha a Eric Ramírez en reemplazo de Lucas Barrios. Además, recuperaron a la mayoría de titulares, tras los contagios masivos de Coronavirus. Por su parte, Zielinski recuperó a Jorge Rodríguez y perdió a Manuel Castro.

Darío Herrera pitó el inicio el partido pasado el horario estipulado y Gimnasia movió la pelota para disputar un nuevo Clásico Platense ante Estudiantes en el estadio de UNO.

Las primeras situaciones del partido fueron en base a la intención de los dos equipos buscando ser protagonistas, pero se pasaron de revoluciones y las imprecisiones impidieron situaciones claras.

A los 8 minutos, Estudiantes tuvo la primera aproximación, luego de una jugada sucia, en la que el árbitro del Clásico terminó marcando infracción en ofensiva, cuando el Pincha tenía una situación clara ante los ojos de Rodrigo Rey.

Pero la primera situación precisa la gestó Gimnasia. Tras un pelotazo largo sobre la izquierda, Johan Carbonero entró en juego y picó al vació. El extremo se metió en el área grande y tocó atrás para el ingreso de Eric Ramírez quien la tocó a la carrera, pero Fabián Noguera la despejó sobre la línea.

Estudiantes estuvo un buen rato sin poder generar peligro en el arco rival, hasta que, a los 28 minutos, Leandro Díaz bajó a buscar un tiro libre, recibió, giró y sacó un remate de media distancia, estallando la pelota sobre la parte alta del travesaño. Sin ideas y con pocos recursos de su equipo, el delantero se las ingenió para llevar peligro.

Un minuto más tarde, después de un lateral ejecutado por Leonardo Godoy, Martín Cauteurccio entró en juego, bancó la pelota y tocó atrás para el ingreso de Leandro Díaz, quien remató de primera y obligó a Rodrigo Rey a desviar su remate.

Los equipos se cuidaron, se fueron replegando con muchos jugadores cuando no tuvieron la pelota y por eso costó que uno de los equipos se imponga en el partido y domine el juego. La primera jugada colectiva para el local se dio a los 37 minutos.

Fabián Noguera se soltó, salió de la zaga central y cruzó la mitad de la cancha. Trasladó la pelota y cuando picó Juan Sánchez Miño lo asistió sobre el sector izquierdo de la defensa visitante, para que ingrese con soledad. El lateral sacó un centro pasado a la carrera y por el segundo palo conectó Leandro Díaz, pero Rey controló son problemas arriba.

Gimnasia terminó replegándose en los últimos minutos, pero pese a ello no dejó de buscar los espacios, apostando a la velocidad de sus extremos y delantero. Así buscó hasta el final del primer tiempo, pero le costó hacerlo con claridad para llevar peligro contra Mariano Andújar. Tras 45 minutos intensos, pero con pocas situaciones en los arcos, los equipos se fueron al descanso.

En el inicio del segundo tiempo, luego de un pelotazo largo, Leandro Díaz ganó su posición sobre la defensa de Gimnasia, la controló y asistió a Martín Cauteruccio, quien de primera ensayó un remate rápido, pero Matías Melluso despejó por delante de Rodrigo Rey. Un minuto más tarde, sobre el sector izquierdo Nicolás Pasquini ejecutó un corner y con un centro pasado buscó a Agustín Rogel, quien ganó por arriba, pero no pudo direccionar la pelota que se fue por encima del arco.

Después de esas dos situaciones en su área, el Lobo buscó trasladar el peligro de campo, y apostó nuevamente a la velocidad de Johan Carbonero, quien superó la marca, pero no pudo ante Mariano Andújar.

Estudiantes intentó con pelotazos largo, Gimnasia se replegó y apostó a la velocidad de sus extremos para poder lastimar, pero ninguno de los dos equipos supo imponer condiciones, y al carecer de ideas, por varios minutos el partido se hizo muy disputado y aburrido.

Después de varios minutos de paridad, el partido evidenció algunas situaciones que fueron rompiendo la monotonía. El ingreso de Lucas Rodríguez benefició al juego ofensivo del local, mientras que la visita sufrió la expulsión de Harrinson Mancilla por doble amarilla.

De buscar y buscar, Leandro Díaz quedó mano a mano ante Rodrigo Rey a los 35 minutos del complemento, la pelota le picó adelante y sacó un zurdazo muy fuerte, pero le entró muy abajo y la pelota terminó pegando en el travesaño.

En tiempo adicional, el Pincha buscó por las bandas, Juan Sánchez Miño sacó un centro cruzado y por el otro palo apareció Manuel Castro, quien remató al primer palo, pero allí se topó con Rodrigo Rey quien la envió al corner. Estudiantes terminó mejor en el juego, pero no logró romper la paridad y por eso repartió puntos con Gimnasia en el Clásico Platense.

Fuente:  Cielo Sports.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.