Cultura/Arte

21, el álbum de Adele que hizo historia, celebra diez años y sigue siendo récord

El disco fue un éxito a nivel mundial y marcó un hito en la vida de la cantante británica. Además, mantiene su puesto como el más vendido en lo que va del siglo XXI.

La cantante Adele escribió los primeros versos de Rolling in the deep en el sótano de un restaurante chino de San Francisco, sin imaginar que, años más tarde, su disco bautizado como 21 sería un éxito que le cambiaría la vida.

Sin más pretensión que la de hablar del amor sin filtros y dar rienda suelta a los sentimientos provocados por una reciente ruptura, la creatividad compositiva de la cantante hizo el resto, convirtiendo a 21 en una obra maestra del pop contemporáneo. Hoy, una década después de su lanzamiento, sigue siendo el disco más vendido del siglo XXI.

Este álbum llegaba después de 19, que contenía varios temas destacados como Daydreamer o una celebrada versión del Make you feel my love, de Bob Dylan. Por eso el reto de un nuevo disco, el segundo, era enorme.

El crítico musical británico Ian Wade reseñó el álbum, en ese momento para la BBC, describiéndolo como «tan maravilloso que estás obligado a levantarte y aplaudir tras la primera escucha». Y vaticinó que «iba a arrasar» con todos los premios.

La combinación de las melodías clásicas y atemporales con una producción de calidad, y unas letras con las que todo el mundo pudo sentirse identificado, fue la clave del éxito.

La canción Rolling in the deep, cuyo ya icónico ritmo no es más que el del corazón de la propia artista a punto de explotar de rabia, interpretado por el baterista Leo Taylor, es uno de los puntos más altos del disco.

El músico explicó que, para hacer que el sonido de la batería creciera físicamente en la habitación, construyeron en el estudio una especie de túnel con tres tambores bajos, experimentaron con las cajas y el resto de las piezas, y las acompañaron con pisadas y palmas.

Adele sigue siendo de las artistas que se toma todo el tiempo que cree necesario para preparar un nuevo material discográfico de calidad, como su público espera.

De perfil muy bajo, en su última aparición pública en octubre de 2020, como presentadora por una noche del mítico programa estadounidense Saturday Night Live, muchos esperaban que ése fuera el momento para hacer el anuncio de un nuevo lanzamiento discográfico. Pero eso no sucedió.

Sí hay un proyecto en el que Adele está trabajando, pero la artista no dio muchas pistas sobre cómo será lo que prepara. El nuevo álbum no tendrá a uno de sus productores habituales: Paul Worth, al menos, «no está tan involucrado» y tampoco participará Taylor, por ahora. Pero todo se mantiene bajo hermetismo, aunque es posible que algunos materiales que quedaron afuera de 21 vean la luz con el próximo álbum.

Con 32 años, superando divorcios, problemas de peso y otras cuestiones mediáticas que rodearon a la cantante y compositora en los últimos años, todavía siguen sonando aquellas canciones de hace una década, como si se hubieran escrito hoy.

Con 31 millones de copias vendidas, decenas de premios y reconocimientos y un triple récord Guinness a sus espaldas, 21 sigue siendo un hito en la carrera de Adele y todavía ningún disco ha podido hacerle sombra, una década después de aquel corazón latiendo en un sótano.

Fuente: Clarín.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *