Interés General

Ciudad y Provincia pondrán un horario común de cierre de bares y restaurantes del AMBA: sería desde las 00

Si bien no quería aplicar ningún tipo de restricción, el gobierno porteño acordó con Nación acotar el horario de los comercios gastronómicos.

El decreto del gobierno nacional planteará a todas las jurisdicciones del país una serie de «recomendaciones» y «sugerencias» para limitar la circulación de personas, en su enorme mayoría los jóvenes, durante la noche y madrugada. El objetivo es contener la curva de contagios, que se disparó en todo el país en las últimas dos semanas, especialmente por las fiestas, el inicio de la temporada de verano y el relajamiento general de las personas.

En este contexto, si bien el DNU no obligará a los gobiernos provinciales y a la Ciudad a aplicar las restricciones, el presidente Alberto Fernández ultima detalles con todos los mandatarios para que ninguna jurisdicción no cumpla con el toque sanitario que sugiere Nación para frenar el aumento de casos de coronavirus y evitar que la segunda ola llegue antes de lo esperado, que era hacia el final del verano.

Este mediodía, desde el gobierno porteño afirmaban que si el DNU no iba a obligar a las provincias a acatar las restricciones, la Ciudad no las aplicaría por el momento porque entieden que la suba de casos se debió por las celebraciones de las fiestas de fin de año, las aglomeraciones y concentraciones de diciembre, las reuniones sociales y el relajamiento general, pero confiaban que en los próximos días la curva volvería a descender.

«Si podemos decidir, la intención nuestra es seguir como estamos al menos unos días más para evaluar datos y curva de contagios», dijeron más temprano voceros del gobierno de Horacio Rodríguez Larrera a minutouno.com. Ocurre que para la Ciudad, si bien los casos de coronavirus se triplicaron en 2 semanas, enero es un mes tradicional de vacaciones y sus residentes suelen retirarse hacia destinos turísticos del país o el exterior, por lo que queda «vacía».

Pero con el correr de las horas la situación fue cambiando. El gobierno porteño acordó con Nación restringir el horario de los restaurantes, bares y boliches. Y, al respecto, dialogó con la administración bonaerense para acordar en conjunto un horario común de cierre de los locales gastronómicos.

«Queremos que tanto en la Ciudad como en el Gran Buenos Aires todos los comercios cierren a la misma hora», explicaron voceros del gobierno de Axel Kicillof a este portal. Al filo de este jueves, todavía no se habían puesto de acuerdo en el horario.

Según supo minutouno.com, la propuesta de la Ciudad va en línea con el pedido de las cámaras gastronómicas porteñas: que el cierre se dé desde las 00 y hasta las 05, mientras que Nación sugirió desde las 23 y hasta las 06. Los restaurantes dicen que las personas acuden a los locales hasta las 23 en su mayoría, por eso plantearon extender el cierre una hora más tarde.

Por otro lado, fuentes oficiales del gobierno porteño señalaron que no limitarán la circulación de las personas durante la noche y la madrugada. «Nuestra restricción será sólo para la actividad comercial, pero no para la movilización de la gente por la calle», afirmaron a este portal.

En tanto, resta definir la postura que adoptará la Provincia con los municipios de la Costa Atlántica. Como el DNU le daría autonomía a cada jurisdicción de definir qué medidas adoptarán o no, los partidos de las zonas balnearias podrían no aplicar ningún tipo de restricción para no limitar más la actividad económica en esos distritos, tan afectados en 2020 por la cuarentena y el cierre del turismo.

Fuente: Minuto Uno

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *