Internacional

El primer fin de semana de 2021 inició con nuevas restricciones en distintos países del mundo

 Se intenta detener el aumento de contagios del coronavirus.

En Francia,  el toque de queda se reforzó a partir del sábado en 15 departamentos.  Unos seis millones de personas no podrán salir de sus hogares después de las 6 de la tarde, salvo excepciones. En el resto del país, el toque de quedó fijado hasta las 20.

«Limpiamos rápidamente. Es el primer día del toque de queda a las 6 pm, es extraño, la Place Stan (Stanislas, ed.) Se ha vaciado en un cuarto de hora, es impresionante», explicó Jérôme Espian, Gerente del Restaurante «L’Arrosoir».

El gobierno busca reducir el ritmo de contagios a 5.000 contagios, pero con casi 20.000 registrados en los dos últimos días, la meta se vislumbra lejana.

Además  una megafiesta ilegal al oeste del país reunió a más de 2.500 personas desde la noche del jueves y hasta la madrugada del sábado,  cuando las autoridades lograron detener el festejo  tras enfrentamientos con los asistentes.

En España también se cortó la fiesta. La policía catalana desalojó una reunión ilegal de Año Nuevo cerca de Barcelona, en la que se aglomeraron unas 300 personas por casi 40 horas sin medidas sanitarias.

En el resto de Europa, la región más golpeada del mundo por la pandemia con más de 577.400 fallecidos y casi 27 millones de contagios, la vuelta de la normalidad también parece estar todavía lejos.

Dinamarca registró 86 casos de la nueva variante del virus detectada por primera vez en el Reino Unido, el mayor número de estos casos detectados  en un territorio.

Grecia, anunció el sábado que retomará hasta el 10 de enero su estricto confinamiento adoptado hace dos meses y aliviado por las fiestas de fin de año.

Finalmente en Australia se encendió una luz de esperanza con la reapertura de la ópera de Sídney, aunque con público limitado. El último espectáculo se había realizado en marzo pasado.

Las vacunaciones dominarán gran parte del año que arranca, aunque los expertos piensan que lo peor está todavía por llegar a nivel global tras las reuniones navideñas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *