Curiosidades Deportes Política

Las sedes para el Mundial Femenino 2023: Australia y Nueva Zelanda

Tras la reunión del Consejo de la FIFA se resolvió qué países organizarán la próxima Copa del Mundo de mujeres. Los países oceánicos derrotaron 22 a 13 en la votación a Colombia.

La espera terminó y el Consejo de Fútbol de la FIFA se expidió: el próximo Mundial Femenino se llevará a cabo en Australia y Nueva Zelanda en 2023. A pesar de que Colombia también había pujado para quedarse con la organización del evento, finalmente se llevará a cabo por primera vez en Oceanía: la votación terminó 22 a 13. Vale la pena recordar que ambos países también serán sedes del Mundial Sub 20 femenino que se realizará un año antes.

Será la primera vez que una Copa del Mundo de cualquier género se desarrolle en territorio oceánico. Antes de la última edición disputada el año pasado en Francia, en la que Estados Unidos se consagró campeón, la cita máxima había tenido lugar en Canadá (2015), Alemania (2011), China (2007), Estados Unidos (2003 y 1999), Suecia (1995) y China (1991). La federación neozelandesa se había postulado para ser sede en 2019 pero retiró su candidatura antes de la elección.

En las últimas horas los dirigentes de la Conmebol Alejandro Domínguez (presidente) y Hugo Figueredo (director de Competiciones de Selecciones) se habían expresado respecto a la candidatura de Colombia. “Es el lugar ideal para que el fútbol femenino escriba grandes historias con más protagonistas. La primera Copa Mundial Femenina traerá desarrollo a Colombia y toda la región”, declaró Domínguez, mientras que Figueredo remarcó: “Colombia está más que lista para recibir el primer Mundial Femenino del continente. Sudamérica lo necesita para catapultar y empoderar definitivamente a las mujeres dentro del deporte rey”.

Anteriormente Japón y Brasil habían retirado sus candidaturas, mientras que en un comienzo habían sido descartadas por falta de avales las de Argentina, Bélgica, Bolivia, Sudáfrica y la doble entre Corea del Sur y Corea del Norte.

Australia y Nueva Zelanda albergarán entonces la máxima competición de la categoría dentro de tres años, en un certamen que contará con el mismo formato que se empleó en la edición pasada aunque se sumarán selecciones: no serán 24 sino 32, al igual que sucede en fútbol masculino. Los equipos serán distribuidos en ocho zonas de cuatro equipos y los dos mejores de cada grupo avanzarán a las rondas finales.

En principio, habrá una plaza más para cada federación en las Eliminatorias y los clasificados se dividirían de la siguiente forma: Estados Unidos (campeón), Australia, Nueva Zelanda (anfitriones), 6 cupos para Asia, 4 cupos para África, 4.5 cupos para Concacaf, 3.5 cupos para Conmebol, 2 cupos para Oceanía (anfitriones) y 9 cupos para Europa.

Hace algún tiempo el presidente de la FIFA, Gianni Infantino, dio a conocer otros proyectos sobre los cuales se trabajan después de confirmar que subirán el número de competidores en el Mundial de 2023. Y son:

1. La creación de un Mundial de Clubes femenino (a realizarse lo antes posible).

2. La creación de una Liga Mundial femenina (que se jugaría con torneos en todo el planeta)

3. Duplicar los premios económicos en el próximo Mundial.

4. Duplicar la inversión comprometida para el fútbol femenino en el próximo ciclo de cuatro años, que pasaría así de USD 500 millones a 1000 millones.

Fuente: Infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *