Sociedad

Kicillof intimó a una empresa de Juliana Awada a pagar el salario de abril

La firma de ropa, cuya planta está ubicada en la localidad de Martínez, había sido denunciada por el sindicato ante el ministerio de Trabajo bonaerense.

La administración bonaerense de Axel Kicillof a través de su Ministerio de Trabajo, a cargo de Mara Ruiz Malec, intimó a la empresa Cheeky propiedad de la familia de Juliana Awada a que pague el sueldo que adeuda de abril a sus trabajadores.

La firma de ropa, cuya planta está ubicada en la localidad de Martínez, en el norte del conurbano, tiene un plazo de 24 horas para hacer el desembolso de dinero a los empleados.

La empresa envió una comunicación interna donde les endilga a los trabajadores que recibieron el pago de marzo y se excusa por no abonar en abril.

“En el mes de marzo, cuando muchas empresas no pagaron los sueldos completos nosotros los pagamos y nos sentimos muy orgullosos de haberlo hecho como siempre lo hicimos. Queremos compartir una decisión que tomamos para poder sobrellevar mejor esta difícil situación. En caso que Anses no concrete el pago esta semana, la empresa depositará un adelanto de 10.000 pesos el vienes 15 de mayo”, se excusan desde Cheeky.

Esta exitosa marca de ropa de la familia Awada no puede pagar sueldos y pide ayuda estatal
La empresa había sido denunciada por el gremio de cortadores de indumentaria (UCI) ante el Ministerio de Trabajo de la provincia de Buenos Aires por falta de pago de sueldos de abril.

En un momento en el que se está discutiendo el protocolo que se deberá tener en cuenta para la reapertura de las tiendas de indumentaria, desde la firma dieron a conocer una nota a los empleados en la cual advertían de un supuesto “adelanto” a cuenta de los aportes del Estado nacional.

“En caso de que ANSES no concrete el pago esta semana, la empresa depositará un adelanto de 10.000 pesos el viernes 15 de mayo. Luego definiremos cómo y cuándo se hará el descuento del mismo”, señalaba la empresa en una comunicación interna.

Desde Cheeky estaban haciendo referencia a los subsidios del Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y a la Producción (ATP) que representan la mitad de los salarios privados para empresas en crisis, y en el que ya están anotadas más de 400.000 firmas.

De esta manera, la compañía textil pidió ayuda estatal para abonar los sueldos de sus 840 trabajadores, y asimismo aún no habían abonado la parte que les correspondía.

La compañía es presidida por Daniel Awada, el hermano de Juliana, la esposa de Mauricio Macri. Se trata de una firma que es líder de su segmento.

Qué decía la denuncia

El gremio se presentó ante la cartera de Trabajo bonaerense pasado el plazo legal para el depósito de sueldos y señaló que la situación era aún más grave al tratarse de una de las industrias “con mayor grado de precariedad” y con “uno de los salarios más bajos dentro del mercado nacional”.

En la denuncia afirman: “La patronal Cheeky Sociedad Anónima es una de las empresas de mayor facturación a nivel nacional, con cientos de locales y franquicias no sólo a lo largo y ancho de todo el país, sino también en varios países limítrofes”.

Además de haber dejado impagos los sueldos de abril, la empresa de la ex primera dama depositó a sus trabajadores “sumas irrisorias que varían entre los 2.000 y los 8.000 mil pesos en el caso de los más afortunados”, según el expediente citado en Ámbito Financiero.

Otro de los puntos sobre los que se hizo hincapié fue en la falta de un acuerdo de suspensiones como el establecido en un convenio marco entre la Unión Industrial y la CGT y tras el cual fueron realizando otros gremios.

Fuente: Iprofesional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *