Curiosidades Nación Política

Alberto Fernández analiza con parte de su gabinete las contraofertas de los bonistas

Junto a Guzmán, Cafiero, De Pedro y Kulfas, el presidente estudia las contrapropuestas para evitar el default.

El presidente Alberto Fernández analiza junto a parte de su gabinete las tres contraofertas de los bonistas y los cursos a seguir para evitar un default, algo que puede ocurrir este viernes 22 de mayo, cuando se cumple el plazo para un vencimiento de la deuda.

En la reunión, que se desarrolla en la Quinta de Olivos, están, entre otros, el ministro de Economía, Martín Guzmán; el de Producción, Matías Kulfas y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero. Guzmán, en un reportaje que ofreció a Cenital, dijo que la propuesta que acepte la Argentina no puede “hipotecar” el futuro.

“El éxito no es un acuerdo que hipoteque el futuro de Argentina y nos deje rehenes de un problema”, sostuvo en ese reportaje.

El 22 cierra la oferta que presentó Martín Guzmán, pero también vence el pago de US$ 503 millones por bonos globales. Si no se cancelan, el país volvería a entrar en default. Sin embargo, los funcionarios relativizan el impacto.

“Si los bonos globales no se pagan, el impacto no será mayúsculo, porque se mantiene el proceso de diálogo. No es un proceso de caída libre como fue el default de 2001”, afirmó Sergio Chodos, representante argentino ante el FMI en declaraciones radiales.

“Argentina tiene las cartas para manejar su deuda en buenas condiciones”

El Gobierno recibió tres contrapropuestas a la oferta inicial de Guzmán, que preveía quitas y postergación de varios años en los pagos. El viernes, dos de los grupos se unieron en una contraoferta común. Se trata del Grupo de Bonistas Reestructurados (los que entraron a los canjes de 2005 y 2010), que consensuaron la oferta con el Comité de Acreedores de la Argentina (ACC, según sus siglas en inglés) que encabeza el fondo Greylock Capital.

La otra propuesta es la del grupo Ad Hoc de acreedores, en que el están incluidos los fondos BlackRock y Fidelity, en su mayoría tenedores de la deuda emitida después de 2016.

Fuente: Perfil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *